Diez años años atrás comenzaba la nueva era del diseño uruguayo, caracterizada por el surgimiento de varias marcas pequeñas que materializaban la visión de distintas emprendedoras, en su mayoría cursando la carrera de Diseño de Moda. Hoy, algunas de esas marcas ya no existen, otras crecieron y se establecieron en el mercado, abriendo uno o dos locales, vendiendo al exterior. Y luego está el caso de Rotunda, que en cierto sentido es único, porque logró trascender el nicho y la pequeña escala y vender en mayores cantidades, estableciéndose como una marca de referencia. Así, también, dejó de ser una grifa puramente de autor para convertirse en un híbrido con retail . Esta transición se termina de completar el 1° de diciembre, cuando abra su primer local en Punta Carretas Shopping.

El cambio fue gradual y supuso nuevos desafíos para el equipo de diseño, que pasó a pensar de otra manera las colecciones, a hacerlas más amplias -200 prendas aproximadamente componen la de verano 2019-, pero no profundas -se hacen pocas cantidades por modelo-. Y al mismo tiempo, tenían claro que no podían perder la exclusividad, sofisticación y calidad que habían caracterizado a la mujer Rotunda hasta ahora.

Zapatos, prendas de cuero, sastrería, jeans, tejido de punto, swimwear, lencería, vestidos de noche, carteras, lentes de sol, accesorios, ropa de niños y de hombres. Rotunda lo tiene todo y quiere más. En ese momento tan especial para la marca decidimos conversar con el equipo, compuesto por Lau Moreira -que está desde los comienzos de la marca-, Gonza Guigou, Flavia Solar y Ana Darracq, las nuevas incorporaciones.

Ana Darracq y Lau Moreira. Foto: Camila Montenegro para Couture.
Foto: Camila Montenegro para Couture.
Ana Darracq y Gonza Guigou. Foto: Camila Montengro para Rotunda.

Géneros invisibles

El proceso de creación de una colección empieza seis meses antes, con un repaso de las tendencias que se proyectan para la temporada y de las referencias estéticas que caracterizan a la marca, como la arquitectura minimalista. Para verano 2019, se inspiraron en el trabajo de las mujeres de la Bauhaus, que por su género eran relegadas a lo que se consideraban “oficios menores”, desarrollándose en el área textil, especialmente en los telares. De allí nace el nombre de la colección, “géneros invisibles”. Gonza Guigou tomó la referencia de esos tapices para generar la primera estampa original de Rotunda -que se caracteriza por los colores plenos-, un patrón de rayas que combina el naranja con el lila, dos colores fuertes para 2019. Para llegar al resultado final hizo 80 variaciones de rayas. “Rotunda es una marca que apoya al feminismo, todos los 8M cierra, entonces nos parecía importante darle el reconocimiento a esas mujeres de la Bauhaus que no lo tuvieron”, aseguró Gonzalo.

Pero ese trabajo más conceptual también tiene una contracara comercial: esa es la esencia de una marca de retail. Entonces, así como se trabaja la inspiración, diseñar también implica repasar los datos de ventas, qué se vende, qué no y qué piden los clientes cuando van a la tienda. Para lograr el balance perfecto entre los dos tipos de prendas (las que seguramente sean un hit y las que los enamoran a ellos) usan la técnica del 10-30-60 (en el que el 10% de la producción se dedica a la innovación, el 30% a las tendencias y el 60% a lo que ya es popular, pueden leer más en este post).

“Nosotros pensamos mucho en qué es lo que quiere comprar la gente y generalmente quieren lo que se usa, lo que es tendencia. Uno tiene que estar atento a eso. No hay equipo de diseño si no hay consumidor. No podemos diseñar por diseñar o hacer por hacer si no hay respuesta del otro lado. No hay marca. Hay que generar un equilibrio”, explicó Lau.

Hay piezas que se hacen “virales” como las zapatillas estilo media de Balenciaga, los bolsos de raffia o los lentes cat eye que pide el público uruguayo que no accede a la moda europea y de Estados Unidos. Desde el equipo de diseño son conscientes de esto y decidieron incorporar ese tipo de piezas a las colecciones, no diseñándolas sino comprando a proveedores en el exterior.

“En Rotunda es difícil que podamos producir un champión completamente desde cero, porque para eso piden mínimos gigantes, que para el mercado de Uruguay no hay forma de acceder. Entonces, con las fábricas que trabajamos en Brasil, nos presentan diferentes suelas y hormas ya desarrolladas por ellos y nosotros elegimos las combinaciones, diseñando las capelladas con todo el abanico de carta de materialidades y colores. Con los zapatos es diferente y sí podemos hacer un desarrollo completamente desde cero, tal cual como lo imaginamos”, contó Ana.

Foto: Camila Montenegro para Couture.
Foto: Camila Montenegro para Couture.

El proceso de producción

Hoy en día parte de la producción de Rotunda se hace en fábricas o talleres locales, como las líneas de sastrería y cuero, las camisas y algunos zapatos. Esto es una decisión consciente de la marca, que cree en la importancia de la industria uruguaya y además entiende que acá existe un valor y un conocimiento increíble que se va a perder si las fábricas cierran por falta de trabajo. “Es muy rico trabajar con fabricantes de acá, porque en el pasado la industria textil local fue brillante y se trabajaba para marcas como Louis Vuitton o Chanel, ese conocimiento quedó y podemos acceder a él, tenemos una relación cercana con los proveedores”, explicó Flavia.

Producir a nivel local también les permite hacer cantidades más limitadas y arriesgarse con productos de los que saben que probablemente no sean tan masivos, pero que suman a la imagen de la marca. Dos ejemplos de esta temporada son las sandalias Berta en naranja brillante -si me preguntan, de las más lindas de la colección- y la cápsula de Couture. Por otro lado, hay prendas que confeccionan afuera: zapatos en Brasil e indumentaria en China e India. Por ejemplo, el tejido de punto fino, ya que en Uruguay no existen máquinas para hacerlo, es necesario mandarlo a producir en el exterior.

Para Laura el proceso es como “armar un gran puzzle para generar el mejor producto, ver para cada pieza cuál es el mejor proveedor e ir modificando: hasta que no está la prenda en el depósito no terminás de diseñar”.

Sandalias Berta.
El depósito de Rotunda. Foto: Camila Montenegro para Couture.

La mujer Rotunda

A medida de que la marca fue creciendo, también lo fue haciendo la mujer a la que le hablan. En un comienzo apuntaban a una chica más joven, casual y hoy en día es más madura, elegante y versátil, a la que acompañan en sus momentos más relajados y también en el trabajo o en las fiestas. “La mujer Rotunda se fue encontrando, mutando en el tiempo hasta llegar a la línea minimalista que tenemos hoy, en la que buscamos reinventar clásicos. Es algo que vamos puliendo temporada a temporada, viendo quiénes son nuestras clientas y qué es lo que necesitan. La sastrería es uno de los grandes fuertes de Rotunda desde el comienzo de la marca, con cada colección nos planteamos qué carácter le vamos a dar a esa línea y qué sorpresa vamos a tener para mantenernos actuales. Ahora está bastante de moda pero en aquel momento no, tuvimos que convencer a las clientas y mostrarles que eran prendas que te visten un montón, desde la mañana hasta la noche. La línea de zapatos fue creciendo y ahora lo que buscamos es que sean joyitas en sí mismas, porque, además, es ahí donde la uruguaya se juega más”, explica Lau.

Foto: Camila Montenegro para Couture.

El equipo

Si hay algo que caracteriza al equipo de Rotunda, es la juventud (y quienes los conocen también podrían decir el optimismo y la energía). Hoy trabajan más de 60 personas en la empresa, que tiene a Laura Moreira como Directora de Diseño, Jessica Goldstein como Directora Comercial, Federica Langwagen como Directora General; y Kevin Jakter y Sofía Domínguez (fundadora de la marca) como CO-CEOS”.

La decisión de abrir en Punta Carretas Shopping según los CEOs

“Este año cumplimos 5 años desde el inicio de Rotunda. En estos primeros años, en la empresa tuvimos diferentes etapas: los primeros dos fueron de alto aprendizaje de la industria y el mercado, en 2016 y 2017, siguiendo nuestro plan de negocios, nos dedicamos a la expansión a nivel país, llegando a los ocho locales. Queríamos estar presentes en todos los puntos donde se encuentre nuestro público y tenga mayor comodidad para encontrarnos cerca de su casa o trabajo.

En 2018 nos planteamos como objetivo la consolidación y profesionalización de la organización y la marca en todos los aspectos, tanto de forma interna en los procesos de nuestro equipo como de forma externa, brindando como objetivo un producto, un servicio y una experiencia de excelencia a nuestros clientes.

Uno de los objetivos de consolidación (y expansión) de este año era la entrada al Punta Carretas Shopping, un lugar que nuestro público objetivo visita con cierta frecuencia y por eso es más cómodo para el cliente encontrarnos allí. Tienen lugar cómodo para estacionar; pueden encontrarnos mientras visitan otras atracciones o dan un paseo y tendríamos un contacto más asiduo con nuestros clientes y amigos”, explicó Kevin Jakter.

Sofía Domínguez, por su parte, acotó que “no por entrar en un shopping Rotunda va a producir masivamente, sino que las colecciones y producción van a seguir siendo cuidadas y distribuidas asertivamente en todos los puntos de venta”.

Los directores de Rotunda. Federica Langwagen, Kevin Jakter, Jessica Goldstein y Sofía Domínguez.