Un clásico es aquello que no se puede perfeccionar más y por eso cuando en 2016 adidas Originals lanzó los NMD, se convirtieron instantáneamente en un clásico moderno. Inspirados en modelos anteriores -y siguiendo su premisa de que “el pasado empodera el futuro”- los NMD combinan lo mejor de dos mundos: el diseño de los 80s y 90s con la tecnología de esta década.

Sin embargo, hoy en día el consumidor moderno busca novedades constantemente, sobre todo ese público urbano, actualizado y que da gran importancia a la estética. Por eso, la marca lanzó tres nuevas versiones de estos nuevos clásicos: los NMD _R2, NMD_CS2 y NMD_R2 PK. Así desarrollan también su concepto de “forever developing”.