Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear

Del 13 al 21 de febrero de 2013 se llevará a cabo en Londres el International Fashion Showcase. Esta plataforma, inaugurada en 2012 a través de la iniciativa del British Fashion Council, reúne a lo mejor del diseño emergente del mundo en un período que coincide con la London Fashion Week. Y, por primera vez, Uruguay estará representado. La responsable de esto es Tiggy Maconochie, directora creativa y fundadora de Garzón Luxury Knitwear, una marca de tejido de punto de lujo que encuentra inspiración en este pueblo perdido de Maldonado y que se apronta para conquistar el mundo.

Tiggy es un manantial de energía que encuentra su paz en el campo uruguayo. “Cuando estoy sobre el caballo, se me ordenan las ideas”. Bajo la filosofía de “hacer posible lo imposible”, esta británica que trabajó durante décadas como agente de fotógrafos (Helmut Newton, Jeanloup Sieff, Corinne Day, Horst P Horst y Michael Roberts entre otros), llegó en 2006 con un antiguo novio y hoy elige pasar su tiempo en la casa que compró en la plaza principal de Garzón. Allí también surgió la idea para su primera marca propia, epónima del pueblo que la enamoró y la primera en llevar con orgullo la denominación Montevideo-Londres.

Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear
Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear

La idea de una grifa de tejido de punto de lujo que uniera al Uruguay tradicional y rural con el glamour de las principales metrópolis se materializó en Garzón, que fue posible una vez que las inspiraciones de Tiggy fueron traducidas a bellas piezas por las diseñadoras uruguayas -y amigas de la casa- María Inés Payssé y Marcela Abal. Con su expertise en el área tejido (ambas fueron docentes de la EUCD, María Inés trabajó años en Manos del Uruguay y Marcela hizo una pasantía con Vivienne Westwood) más una mirada cosmopolita, crearon la primera colección de Garzón. El lujo que justifica su posicionamiento y precio proviene, por un lado, de la materia prima que utiliza: lana superfina merino, alpaca y vicuña. Por el otro, de que su realización proviene de las cooperativas de mujeres que tejen a mano las prendas que ya encontraron su lugar en los guardarropas de Kate Moss y Elle McPherson, entre otras. Como expresa Marcela, “el desafío fue diseñar prendas deseables, de moda y un poco ‘edgy’, que a la vez fueran usables, nobles y durables”.

Garzón se lanzó a mediados de 2012 en un almuerzo en la casa del Sr. Julio Moreira, Embajador uruguayo en Londres. Organizado por la Embajada en conjunto con Tracey Emin, renombrada artista plástica contemporánea (viene de exponer en el Malba y en Sao Paulo), el evento reunió prensa e invitados para hacer de Garzón una realidad, replicada luego en publicaciones de la talla de Vogue UK, Tatler, Harper’s Bazaar China y Wall Street Journal. La idea de Garzón es transmitir un estilo de vida relativo al campo, pero traduciéndolo a piezas de lujo que permitieran que el tejido de punto también encuentre su lugar en lo chic nocturno. “En Europa hace mucho frío en invierno. ¿Por qué no salir con una prenda increíble que también sea abrigada y suave contra la piel?”, comenta Tiggy.

Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear
Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear
Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear

Al modo de Hermès, que nació como una taller de equipamiento ecuestre, la idea es llevar la artesanía del tejido al próximo nivel. Pero las dificultades existen, especialmente cuando se enfrentan los procederes de las técnicas artesanales con las exigencias de una marca que busca ser de lujo. “A veces me frustro y me enojo, porque soy extremadamente detallista; es la única manera de sobresalir en mercados competitivos. Pero después me digo a mí misma que esos contratiempos son los que hacen al encanto del lugar y de su modo de ser”, relata.

Preocupada con el hecho de que se pierda la cultura del tejido en un país tradicionalmente lanero, planea además comenzar a trabajar en ese sentido, proponiendo un proyecto a Franca Sozzani, editora de Vogue Italia y nombrada Goodwill Ambassador for Fashion 4 Development, una rama de la ONU que trata temas de pobreza y género a través de iniciativas basadas en la moda.

Garzón
Foto: Marcela Abal – Cortesía de Garzón Luxury Knitwear

Del 13 al 21 de febrero Garzón Luxury Knitwear se presentará como parte del exigente International Fashion Showcase en Londres, representando el talento emergente de Uruguay. En el antiguo edificio de la universidad para las artes Central Saint Martins, en pleno centro de la ciudad, se recreará la plaza de Garzón a través de fotografías proyectadas en 360º, así como el video “La sombra”, filmado en Garzón por la propia Tiggy. En el centro, los diseños tendrán el rol protagónico sobre manequíes vintage. Dentro de los eventos de estos días, también se encuentra la entrega de premios del concurso International Woolmark Prize, que premia al diseño utilizando la lana como materia prima y que, próximamente y gracias a las gestiones de Tiggy, probablemente incluya a Sudamérica para participar.

Al International Fashion Showcase, que forma parte de London Fashion Week, concurren los compradores de las tiendas más importantes del mundo. Y las expectativas de Garzón son altas: se busca vender el producto en casas de la talla de Dover Street Market, Bonmarché, Bergdorf Goodman, Colette, Liberty y Harrod’s. La venta continuará en el exclusivo tradeshow Tranoï de París, del 1º al 4 de marzo, y luego en Nueva York y Los Angeles.

Bienvenidas sean iniciativas como las de Garzón para dar trabajo, potenciar lo mejor de Uruguay y ubicarlo en el mapa de la moda internacional. BlogCouture adora.

Garzón
Foto: Marcela Abal – cortesía de Garzón Luxury Knitwear

Garzón online

Facebook

Contacto: contact@garzon.co.uk