Resulta muy interesante ver el camino que ha venido recorriendo Lemon desde su creación hace 25 años. Fue la primera grifa uruguaya de moda en generar campañas cada temporada, que incluían un catálogo impreso. También fue la primera en trabajar profesionalmente con los medios, algo que siempre agradeceremos. Con una gran base de clientas -cuentan con 12 tiendas propias, e-commerce y 13 franquicias-, los últimos años trataron de marcar su identidad como una marca que apunta al consumo consciente, a los materiales confortables y a las prendas de fondo de armario que se usan una y otra vez. 

La línea de cuidados de Lemon en la tienda. Foto: Luciana Macchin para Couture

A este camino sumaron el de la sustentabilidad, generando un proyecto a partir del programa Oportunidades circulares de ANDE por el que se unieron a Ceprodih para darle nueva vida a desechos textiles y prendas donadas por clientas. En el contexto del consumo consciente, la marca dio un paso más y desarrolló su propia línea ecológica de cuidado de las prendas, compuesta por jabón líquido, suavizante y prelavado a partir de ingredientes 100% biodegradables y aceites esenciales, cuyos sustancias no contaminan el agua. Se trata de un jabón con ph neutro, por la falta de químicos y su bajo nivel de acidez, ideal para el mantenimiento de las prendas que se encuentran en contacto con la piel. Para que sea fácilmente recordable, cada paso tiene un número, bien visible en sus envases hechos de caña de azúcar y retornables en tienda. Además, devolviendo los envases en cualquiera de sus tiendas, la clienta obtiene un 10% de descuento en la compra del mismo producto. 

Con la excusa de este novedoso lanzamiento, entrevistamos a Belén Díaz, encargada de comunicación y marketing de Lemon:

Belén Díaz, encargada de marketing y comunicación de Lemon. Foto: Luciana Macchin para Couture

¿De dónde surge la idea de esta línea de cuidados? 

Algo que define a Lemon es su esfuerzo por proponer un consumo más consciente.

Alentamos a nuestras clientas a que tengan más en cuenta las prendas de fondos de armario, jeans y remeras que te puedan acompañar, que tengan durabilidad y prioricen el confort. Mas allá del diseño, confección y materias primas que utilizamos, es necesario un buen mantenimiento y cuidado de las prendas que queremos que nos acompañen por mucho tiempo. Tenemos una guía de cuidados en nuestra web y nuestras grifas detallan los materiales e incluyen algunos tips de cuidado.

El año pasado empezamos a trabajar en nuestra gestión de residuos, hicimos una campaña muy linda con Ceprodih que sigue vigente. En sus espacios de capacitación reutilizan nuestros desechos textiles (fondos de tela, retazos) y generan nuevos productos que nosotros comercializamos en nuestros puntos de venta. A partir de esta experiencia surgió la idea de parte de la dirección de Lemon de generar una línea de cuidados que a su vez continúe esta línea de sustentabilidad.

Tienda Lemon en 18 de Julio y Wilson Ferreira Aldunate. Foto: Luciana Macchin para Couture

¿Cómo fue el proceso de incursionar en algo así viniendo desde otro rubro?

Quien se embanderó con el proyecto fue el equipo de dirección que iba trayendo los inputs a las reuniones. Luego desde el área creativa fuimos definiendo el diseño (fundamental simplificar con el 1, 2, 3); los aromas para encontrar olores característicos -con la particularidad que implica que provenga de aceites esenciales-; el envase, que está hecho con caña de azúcar y que también es retornable.

La clienta encuentra en Lemon el todo: se lleva la prenda, los productos para cuidarla y la información para hacerlo.

La línea completa está disponible en las tiendas de Lemon, en la web, Mercado Verde y Frog. Foto: Luciana Macchin para Couture

¿Cuál fue la respuesta del lanzamiento?

Increíble. Tanto en la tienda como en las redes sociales, los comentarios fueron super positivos: la gente se alegraba de que estuviéramos pensando en algo que a ellos no se les había ocurrido; que Lemon está pensando y dando pasos para lograr un consumo más consciente. Es algo innovador para Uruguay. Nuestro objetivo en cada colección es generar prendas que sean tesoros de armario y está bueno que puedan ser cuidadas de la mejor manera.

La tienda de Lemon. Foto: Luciana Macchin para Couture

Dar pasos hacia la sustentabilidad es fundamental para una marca de moda hoy pero imaginamos que no debe ser fácil hacerlo bien.

Cuando planteamos la idea de hacer algo con nuestros desechos textiles, nos dimos cuenta de que el mentoreo era fundamental para llevar adelante un proyecto exitoso y sustentable. Por eso nos presentamos al llamado de Oportunidades circulares de ANDE, y de allí surgió el proyecto con Ceprodih. Para lograr poner todo esto en marcha, hubo un gran aprendizaje y muchas idas y vueltas, que sirvió como base para armar el de la línea de Cuidado de prendas.

Rincones de la tienda. Foto: Luciana Macchin para Couture
Las etiquetas de las prendas de Lemon vienen con tips de cuidado. Fotos: Luciana Macchin para Couture

Los productos se pueden encontrar en todas las tiendas Lemon, su tienda online, y en las sucursales de Mercado Verde y Frog.