Foto de tapa: Vogue Spain.

En la era de Spotify y las playlists que favorecen el lanzamiento de singles, para los artistas es todo un desafío generar expectativa en torno a sus discos como obra, esas ganas de escucharlo todo entero y en orden. Pero Rosalía lo ha logrado. Desde hace meses nos tiene obsesionadas con los cortes de difusión de su álbum El Mal Querer, que se estrenó hace unos días. Y Rosalía no decepcionó. El disco, compuesto por 11 capítulos, tal vez sea el álbum del año. Llega en el momento justo, además, porque habla del amor, de los celos -como algo que aprisiona-, y tiene como protagonista a una mujer “que va tomando poder, madurando”, según explica la propia cantante.

Rosalía es una rareza, una verdadera artista, de esas que se notan que están preparadas para algo grande. Tal vez, como decía Hannah Horvath en Girls, Rosalía sea “la voz de su generación”. A pesar de ser catalana, de chica se enamoró del flamenco y empezó a estudiar la cultura gitana, su estilo, su forma de cantar y sus imágenes, preparándose para ser una cantaora. Y eso lo mezcló con otras influencias. Con el trap, la electrónica y el pop. El resultado es una música muy honesta, con raíces e historia pero a la vez moderna; bailable pero también emotiva. Es España, pero también es global.

Toda esa intuición y sensibilidad artística se combinan con una estrategia comercial muy inteligente. Rosalía está trabajando con Sony Music, que apenas la vio actuar en vivo la quiso fichar. Pero, a pesar de estar con una discográfica, ella asegura que todo pasa por su control y el resultado es un proyecto integral, acabado y hermoso. La tapa estuvo a cargo de Filip Custic, las visuales del álbum son de la productora española Canadá, conocida por sus videos vanguardistas como “The Less I Know The Better” de Tame Impala, y para sus shows decidió vestirse con Palomo Spain y contrató a la coreógrafa de Rihanna para la danza.

La artista de 25 años ya no va a por España, va por el mundo. Entre sus fanáticos están Almodóvar, Alejandro Sanz, Dua Lipa y Tim Cook, CEO de Apple, que afirmó que reúne los “vectores fundamentales” del producto de Apple como son “la música, la innovación, la vanguardia y lo global”. Y nosotras, claro, que no paramos de hacer palmas desde que la escuchamos.

https://www.instagram.com/p/BpXhh2KByq5/