Dos de los puntos de llegada de turistas y locales a la Ciudad de Buenos Aires se encuentran próximos uno del otro. Puerto Madero recibe embarcaciones y la terminal de Retiro conecta trenes con ómnibus de corta y larga distancia. Pero no hace falta ir demasiado lejos de allí para encontrar algunas de las atracciones turísticas más icónicas de la ciudad. De hecho, todo puede hacerse a pie.

De llegar mientras el sol todavía aclara el cielo, se pueden recorrer las instalaciones del Teatro Colón con una visita guiada de $110 para locales y $300 para extranjeros. O bien, realizar un tour de compras en Galerías Pacífico visitando el Centro Cultural Borges en el piso superior. Más hacia el sur se puede ver la Casa Rosada, ingresar al CCK, tomar un café en London City. Para la noche, volviendo al norte encontraremos el Obelisco y todas las opciones de teatro y shows de la calle Corrientes.

Una vez finalizada la jornada de caminata intensa, llega el momento de un tour más relax. Un tour de copas a pie por los mejores bares de Retiro.

Florería Atlántico

Trago sugerido: Negroni Balestrini. Gin, amargo, Campari, agua de mar, eucalipto, piñones.

Dirección: Arroyo 872.

Como su nombre lo indica, se trata de una florería, que además es tienda de vinos. Pero, atravesando una puerta de metal estilo frigorífico se llega al subsuelo. Allí abajo se encuentra una tropa de marineros trabajando en un bar oculto inspirado en los inmigrantes del siglo XX.

Los cócteles se sirven en caracoles gigantes, macetas o copas sin pie. Algunos de ellos cuentan con gotas de agua de mar y notas aromáticas que recuerdan el cruce de culturas vivido en el país tiempo atrás. La carta se ordena según la procedencia de los barcos que anclaban en la zona: España, Italia, Francia, Polonia.

Los bartenders también se ocupan de ofrecer tragos a gusto de cada paladar en la barra. Se pueden acompañar con tapas (que rondan los $400) pero lo ideal es recorrer el mundo de a sorbos. Para ocupar una mesa, es mejor hacer reserva. Y en los baños, se puede escuchar el ruido de un barco atravesando el océano.

En 2017, este concepto fue premiado en Londres, encontrándose ahora en el puesto número 23 de los 50 mejores bares del mundo.

El bar desde adentro. Foto: Facebook Florería Atlántico

Pony Line

Trago sugerido: Sudestada. Ron infusionado con ananá, ron oscuro, Chartreuse y ginger beer.

Dirección: Posadas 1086.

Situado dentro del lujoso hotel Four Seasons, el Pony Line invita a entrar sin etiquetas. El lujo descontracturado del ambiente, decorado con elementos de polo y caballerizas, son aptos para todo público en todo momento del día. Por la noche, se sirven copas de vino y deliciosos cócteles minimalistas conviven con variantes sin alcohol.

A partir de las 21hs de miércoles a viernes un DJ acompaña encendidas jornadas de after office. Para grupos grandes, existen unos boxes llamados establos que facilitan una charla conjunta.

Pero no sólo la buena vibra del bar ha ganado fama, se dice que allí se encuentra la mejor hamburguesa de Buenos Aires (que se debate entre la clásica y la dryaged). Acompañan tapas para todos los gustos, con algunas opciones veggie que rondan los $180.

Gran Bar Danzón

Trago sugerido: Red Hot. Una caipi con Ketel One, Martini Rosso, maracuyá, frutos rojos, tabasco, lima y azúcar.

Dirección: Libertad 1161.

Una puerta angosta sin ningún cartel permite el paso a una escalera igualmente angosta que lleva al primer piso, donde se encuentra Danzón. Una barra de 12 metros de largo con luces que imitan un cielo estrellado invita a sentarse para degustar de sofisticada coctelería. Además de tragos de autor, se presentan más de cuarenta variedades de whisky y una carta de vinos de veinte páginas que continúa con la tradición del lugar -de veinte años- de promover el vino argentino.

Tanto deleite en copas viene acompañado de un menú cuidado de platos gourmet. El sushi es de lo más destacado por los comensales, pero la calidad se mantiene en ceviches, spring rolls, quiches, risottos, ostras.

No es un lugar barato, pero la experiencia es gratificante para todos los sentidos. Se pueden aprovechar los descuentos de happy hour y disfrutar de DJs en vivo y música siempre agradable.

Presidente Bar

Trago sugerido: Buenos Aires Zombie. Un cóctel con ron, triple sec, Pineral y almíbar tropical.

Dirección: Avenida Presidente Manuel Quintana 188.

En el límite entre Retiro y Recoleta se encuentra Presidente. Un bar que transporta a los años 20 con un jardín de invierno, una barra de lujo y una biblioteca que se abre para dar lugar a un salón íntimo.

Bajo el lema “historias de cócteles” presentan brebajes como el preferido de Hemingway (Daiquiri n°3), aquel creado para los americanos que escapaban a Cuba durante la Ley Seca (Presidente) o una reversión del Zombie de Don Beach (Buenos Aires Zombie). Se sirven en fotogénicas cerámicas con forma de elefante, copas de cobre, obeliscos personalizados, tazas de té.

Para pasar a la biblioteca se requiere reserva previa y allí sólo se sirven tragos clásicos. El resto es de libre acceso y apto para una cena ligera o un tapeo para recordar.  Generalmente, acompañan la velada los mejores DJs de la ciudad.

 

¿Ya elegiste por dónde empezar?

 

Mapa de bares. Ilustración por Sol Kazin.